Cayo Largo es como un lagarto dormido en medio del Caribe. Con la magia natural de su trazado, tiene la gracia de su asombrosa belleza: aguas transparentes y tranquilas, coloreadas con los azules más diversos, arenas blancas finísimas permanentemente frescas y un cielo siempre turquesa.

 Durante su estancia se puede realizar una excursión en catamarán desde el muelle internacional, recorriendo varios lugares de grandes atractivos naturales. Incluye visita a Cayo Iguana, snorkeling en la barrera coralina, tiempo de baño en la piscina natural, almuerzo marinero a base de langosta, bar abierto y transfer de ida y regreso. Otra de las opciones es un paseo en un singular trimarán a Cayo Rico, isla totalmente deshabitada, donde las iguanas reciben a los visitantes. Incluye snorkeling en la barrera coralina, visita a Cayo Rico con tiempo de playa, almuerzo a base de langosta, pescado o pollo, bar abierto y transfer de ida y regreso. 

 A 5 millas del muelle internacional se encuentra Cayo Pedrazas, lugar poco visitado, resguardado por una barrera coralina donde se pueden observar gran variedad de peces, tortugas y careyes. Incluye visita a la barrera frente a Las Pedrazas con tiempo snorkeling y baño en la playa del Cayo, almuerzo, visita a la barrera coralina de Los Ballenatos y transfer de ida y regreso. El cliente además disfrutará de la belleza de una puesta de sol en Cayo Largo. Incluye visita a la barrera coralina para efectuar baño y actividad de snorkeling, cena a base de langosta o pollo.

    

 La pesca es otra de las opciones náuticas, entre las especies que puede capturar se encuentran sierras, bonitos, pargos, chernas, barracudas entre otras. Incluye yates de pesca o tatagua, tripulación especializada, avíos, carnadas naturales y artificiales, transfer de ida y regreso y almuerzo para el que escoja la versión de 8 horas. Puede disfrutar de la captura de macabí, sábalo y palometa. Incluye embarcación, marinero especializado, avíos, carnadas naturales y artificiales, transfer de ida y regreso.

 El buceo contemplativo cuenta en Cayo Largo con insuperables zonas donde las aguas alcanzan profundidades significativas y la biodiversidad marina convierte los fondos en verdaderos jardines de coral y moluscos tropicales. Las 32 zonas de buceos presentan una gran visibilidad que alcanza los 30 metros, y se pueden observar tiburones, rayas, tortugas, morenas y barracudas, entre otros peces. La marina presenta un grupo de buzos especializados y categorizados que brindan cursos introductorios, Open Water, Open Water referido, Advance, Stress and Rescue y Master Diving Dive.

    
Archivo Fotográfico